Consideraciones Eticas

Consideraciones Eticas gy daac54 cbenpanR 14, 2016 23 pagos Divulgación Consideraciones éticas en el manejo de animales en campo y en laboratorio Resumen Introducción Es frecuente que durante el desarrollo de diversas actividades científicas, las consideraciones éticas del manejo de animales no se tomen en cuenta o se omitan, aun cuando se conozca su importancia. El siguiente artículo tiene como objetivo discutir los lineamientos en el mane’o, la manipulación y PACE 1 or2B cuidado de animales to View y en laboratorio. re consideraciones étic antes, durante y des ejemplares, así como las necesarias para el rato directo de los animales en el trabajo de campo y el trabajo en laboratorio. Estas consideraciones surgen como recomendaciones para estudiantes de ciencias biológicas e investigadores científicos con el fin de propiciar un trato digno y sin dolor a los animales durante su manejo, sin omitir métodos experimentales mejor planeados y resultados más convincentes. Sin lugar a duda, trabajar en campo y en laboratorio es una de las experiencias más gratificantes y constructivas para los estudiantes y profesionales de las ciencias biológicas.

A raíz organismos recolectados durante prácticas de campo forman parte de colecciones ientíficas o con fines de docencia (Fotografía de F. López-Carmen). * Licenciatura en Biología, campus Puerto Escondido, Universidad del Mar. San Pedro Mixtepec, Oaxaca, México. C. P. 71 980. yelrish. [email protected]il. com, [email protected] com, e. alpha. [email protected] com, [email protected] com ** Laboratorio de Paleobiología, Instituto de Recursos, campus Puerto Escondido, Universidad del Mar. San Pedro Mixtepec, Oaxaca. C. P. 71980. [email protected] umar. mx Ciencia y Mar 2013, WII Shirley Jhoanna De la Rosa-Belmonte*, Fabiola López-Carmen*, José Eduardo Ramírez-Hernández*, Osciel Jesús Sánchez-Núñez* Rosalía Guerrero-Arenas** 45 la naturaleza. Esto con el fin de dar a los organismos un trato digno y adecuado, aún cuando su destino sea sacrificarlos o que formen parte de una colección científica (Fig. 1). El objetivo de este artículo es discutir algunos lineamientos en el manejo, la manipulación y el cuidado de animales terrestres en campo y en laboratorio.

Además, presentaremos algunas recomendaclones en el uso de animales (vivos o muertos) durante prácticas docentes, e incluso, en estudios científicos. Con el fin de ser más explícitos, hemos dividido las diferentes fases del manejo de organismos en campo OF y laboratorio. parte de proyectos de investigación. Su eficiente planificación evitará la recolectal excesiva o innecesaria de organismos. Entre los puntos a considerar durante la planeación de las salidas están los siguientes: 46 1 .

Búsqueda de fuentes primarias de información de calidad. Algunos autores sugieren que, previo al trabajo en campo, es necesario consultar de manera exhaustiva informacion bibliográfica acerca del o de los grupos a estudiar. Se pueden consultar listas taxonómicas y catálogos de colecciones científicas, así como la revisión de registros individuales de colecciones y de museos, os cuales deberían ser utilizados para elaborar una lista preliminar de los organismos a recolectar (Manzanilla & Péfaur 2000).

Una buena búsqueda bibliográfica de antecedentes asegura -en buena medlda- encontrar organismos de la especie de interés en una determinada zona. También evita que el trabajo sea repetición de uno previo, sin aportar información novedosa o de interés científico. 2. Búsqueda de información acerca del hábitat. Es necesario recopilar información acerca del hábitat que se quiera estudiar (clima, suelo, vegetación, cuerpos de agua, etc. ), y con ello, poder determinar la probable fauna de una egión en particular.

El considerar este punto, ayudará a incrementar la calidad del estudio permitiendo avanzar y mi o de tiempo/esfuerzo (Manzani 000, cumplimiento de los objetivos de las prácticas es compartida, tanto del docente como de los alumnos. 3. Tener un conocimiento amplio sobre la biología del grupo que se pretende recolectar. Conocer los ciclos de vida, etapa de reproducción, dieta, comportamiento, distribución potencial o categoría de riesgo, son solamente algunos de los tópicos que debemos tomar en cuenta antes de capturar nuestros organismos de interés.

Ello con el fin de asegurar que la xtracción de los organismos no afectará sus poblaciones, ni interrumpirá sus etapas de desarrollo más susceptibles. 4. Fijar claramente los objetivos a cumplir y determinar el método y materiales a utilizar en la recolecta. Ello con el fin de asegurar que la colecta sea lo menos invasiva y destructiva posible. Los objetivos necesitan ser específicos, claros, alcanzables, y deberán respetarse durante la recolecta.

En las prácticas docentes es importante estipular cuantos ejemplares se recolectarán y el destino que tendrán, con el fin de evitar depredación de poblaciones, así como acrificios innecesarios de organismos (Fig. 2). 5. Elegir el diseño experimental adecuado. Es necesario para establecer el tamaño de muestra óptimo, con el número mínimo necesario de organismos. Un buen diseño experimental asegura en buena medida realizar una 1 Los términos colecta o recolecta científica se utilizan de manera indistinta en varios textos académicos.

Empero, de acuerdo al Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española (Anónimo 2015a), «Recole ecollectum) significa a) 4 Juntar personas o cosas di ecoger la consecha. cosas dispersas y b) Recoger la consecha. «Colecta» (del latín ollecta), por su lado, hace referencia a: a) Recaudación de donativos voluntarios, generalmente para fines benéficos, b) primera de las oraciones que dice quien celebra la misa, recogiendo las intenciones de los fieles y c) Junta o congregación de los fieles en los templos de la primitiva Iglesia, para celebrar los oficios divinos.

Por lo anterior, el término más apropiado es «recolecta científica». Sin embargo, en varios textos, incluida la normatividad mexicana, se prefiere el de «colecta». De la Rosa-gelmonte et al. investigación con un esfuerzo mínimo, menor gasto económico y una disminución del sesgo e los resultados. Navarro et al. (2012) proponen que la elaboración de estudios preliminares es necesaria para la consolidación y perfección del método experimental, antes de su realización definitiva. 6. Contar con un permiso de colecta otorgado por la dependencia de gobierno correspondiente.

Es necesario revisar previamente la normatividad ambiental para las actividades que se pretendan llevar a cabo en los proyectos científicos o en las salidas de docencia, con el fin de conocer la reglamentación a seguir para la realizacion de las recolectas. Los permisos de colecta son de carácter obligatorio y stán destinados para personas, investigadores y recolectores científicos que realizan actividades de investigación y recolecta científica, vinculadas a instituciones de investigación y aquellos con trayectoria en la aportación de información para el conoci biodiversidad nacional s OF (Anónimo 2015b).

ES (Anónimo 2015b). Es importante también contar con información sobre el estado de conservación de una determinada especie y de sus hábitats. La más importante es la Norma Oficial Mexicana NOM-126-SEMARNAT-2000, en la cual se establecen las especificaciones para la realización de actividades de recolecta científica e material biológico de especies de flora y fauna silvestres y otros recursos biológicos en el territorio (Anónimo 2000a).

Para regular la por último, es necesario que previo a la recolecta -y en su caso, experimentación con animales-, los investigadores o usuarios de animales, necesitan conocer las bases éticas que involucran la experimentación y el manejo de los mismos, ya que este conocimiento les permitirá cumplir adecuadamente sus objetivos (Navarro et al. 2012). El uso de animales vivos no es un derecho sino un privilegio, ya que se obtendrá información, que a su vez, servirá para conformar el cuerpo de onocimiento del cual consiste la ciencia. Figura 3.

La recolecta de los organismos debe adecuarse a las particularidades de las poblaciones de cada grupo (Fotografía de O. J. Sánchez-Núñez). Consideraciones éticas en el manejo de animales… Figura 2. Es necesario establecer, antes de las salidas al campo, el número de eje para evitar depredación o recolectarán, esaria de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres) como la NOM-059SEMARNAF2001 , pues en ellas se estipula que por nlngún motivo se deberá realizar la captura o muerte de especies en peligro de extinción, a que pueden sufrir sanciones por parte de las autoridades locales y federales (Falconi de la Fuente et al. 010). Otras leyes que deberán revisarse son la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente (LGEEPA), la Ley General de Vida Silvestre (LGVS), la Ley General de Pesca y Acuacultura Sustentables (LGPAS) y reglamentos relacionados con la recolecta científica de animales (Lorenzo et al. 2006). Los ejemplares de especies en peligro de extinción sólo podrán ser capturados en el caso de trabajos de investigación que lo justifiquen, y de acuerdo a la legislación correspondiente Falconi de la Fuente et al. 010). 47 Durante la recolecta La colecta se define como una actividad que consiste en la captura o extracción temporal o definitiva de material biológico del medio silvestre, con propósitos no comerciales, para la obtención de información científica básica, integración de inventarios o para incrementar los acervos de las colecciones científicas (Anónimo 2000a). En la práctica cientifica, es vista como un método muy común y de gran utilidad para la docencia y sobre todo para la generación de conocimiento científico.

Esta actividad debe estar apeg éticas; es importante que I rmen con propósitos científicos y de enseñanza, con una perspectiva razonable (Lorenzo et al. 2006). Ciencia y Mar 2013, XVII Es necesario considerar también los siguientes puntos: 48 1. Realizar la recolecta siguiendo fielmente el protocolo establecido. En ocasiones, no se Slguen los procedimientos establecidos en el protocolo, debido a la poca experiencia, al poco tiempo, al mal clima, la geografía del lugar o a la poca información de ciertas especies.

En la medida de lo posible, hay que tratar de apegarse a los métodos establecidos, sin improvisación, con el fin de asegurar una recolecta efectiva. La recolecta de ejemplares no debe impactar a las poblaciones de los organlsmos y se deben atender las particularldades de cada especie. En aves, por ejemplo, se debe de evitar concentrar los esfuerzos en un área pequeña, o en un área de reproducción o dormidero, para evitar recolectar números importantes de hembras reproductivas, excepto cuando así lo indica la investigación que se realiza (Fair et al. 2010) (Fig. 3).

En varios casos, si se detecta a una hembra gestante, no debe recolectarse por que esto incide negativamente en la población. 2. Respetar los objetivos planteados. Las recolectas deben ealizarse con criterios, responsabilidad y claridad. De preferencia, deben ser 8 OF debidamente avaladas por ón académica o de posible disturbios en el área de estudio y perturbar lo menos posible las poblaciones naturales. Para esto es necesario el entrenamiento adecuado del personal que desarrollen la recolecta y de esta forma usar el tiempo de manera efectiva (Hudson 2005, Lorenzo et al. 006, Falconi de la Fuente et al. 2010). 3. Ser específico en la recolecta. No deben recolectarse especies que no hayan sido contempladas originalmente en los objetivos del proyecto, (aún cuando los ejemplares sean uy atractivos) no sólo por el derecho a la vida que tienen los organismos, sino también porque la ausencia de ellos podría causar un desequilibrio ecológico. En ocasiones, hay especies vinculadas y es necesario respetar la recolecta integra de la de mayor interés, por lo que se requiere contar con la ayuda de especialistas que puedan distinguir entre ejemplares similares de un mismo grupo.

En una recolecta se debe obtener el mayor conocimiento posible de una cantidad minima de ejemplares, por lo que no se deberán capturar más individuos de los necesarios (de acuerdo a lo que determine el investigador o docente siempre y cuando las metas del estudio se puedan cumplir) y se deberán utilizar métodos de recolecta específicos para cada especie. 4. Establecer protocolos de manipulación claros y entendibles para el manejo de la especie para su traslado del campo al laboratorio.

Es necesario apoyarse en guías de información actualizada y material didáctico necesario para la manipulación de los individuos. Los métodos de captura deben promover, en la medida de lo posible, la conservaci las especies y sus hábitats. Deben considerarse el manejo y monitoreo de animales y los cuidados que deben tomarse en cuenta para su transporte. En animales silvestres, que puedan ser portadores de zoonosis, se debe tener especial interés en las medidas de seguridad (Lorenzo et al. 2006).

En el caso de organismos recolectados que deban sacrificar inmediatamente, deben considerarse el uso de reactivos, condiciones de preservación, traslado de contenedores, etc. También deben establecerse los métodos de sacrificio mediante procedimientos no dolorosos (Fig. 4). Durante el traslado de organismos al laboratorio o instalaciones de estudio 1. Evitar el estrés en ejemplares vivos. Por principios éticos, el sufrimiento en organismos es inaceptable. Los organismos deben tener las ondiciones mínimas de comodidad durante su traslado.

Deben tener espacio suficiente, así como satisfacer sus necesidades fisiológicas (hambre, sed, sueño). Si deben mantenerse sedados, se seguirán protocolos establecidos, sin improvisar. Existen varias consideraciones en el apartado de movilización de la NOM-052-ZOO-1999. LOS transportistas o intermediarios responsables del transporte de animales de laboratorio, deberán asegurar y, en su caso, tomar las precauciones necesarias, para evitar que los animales objeto Figura 4. Los protocolos d eben incluir un trato digno de los organis u manipulación